MOUSSE VEGANO DE CHOCOLATE

Reading Time: 3 minutes

Autora: Irene Colmenares

Hoyo de Manzanares. Madrid

Ingredientes:

El agua sobrante de un bote de garbanzo ecológicos cocidos ( aquafaba)

3/4 de cup de azúcar glass casero.

70 gr de chocolate ecológico para fundir.

Cacao puro en polvo para decorar (opcional).

Entre Fogones:

Este postre vegano de chocolate es además una receta de aprovechamiento. Me encanta porque es muy sencilla de hacer y apenas precisa de ingredientes.

El aquafaba es el resultado de hervir las legumbres. Normalmente se usa el agua de los garbanzos por su textura gelatinosa. Sirve como sustituto del huevo (unas tres cucharadas soperas de aquafaba por cada huevo), pero es, en cualquier caso una manera de aprovechar algo que se suele tirar. Y, si nunca lo has utilizado, te vas a llevar una gratísima sorpresa al comprobar los resultados que vas a conseguri con este caldo.

En cuanto al azúcar glass casero, lo utilizo porque así tengo la seguridad que es de calidad y además ahorramos un ingrediente en la despensa. Yo tengo para estas ocasiones azúcar de caña integral blanco, que al pasarlo por el molinillo de café, queda igual que el azúcar glass comercial.

Si quieres conservar el color blanco de la mezcla, puedes utilizar también xilitol, panela o azúcar de coco. Lo más importante es que esté muy bien triturado para que se mezcle bien con el aquafaba y podamos conseguir la textura del mousse.

Paso a Paso:

bodegón paso a paso

Cogemos el agua sobrante de los garbanzos, o también llamado aquafaba* y lo batimos con las varillas durante unos 15 minutos hasta que espese. Si nunca lo has usado te vas a sorprender!! Tarda un poco más que las claras de huevo pero se consigue la misma textura, hay que tener paciencia y dejarlo muy bien montado.

Añadimos en un par de veces el azúcar glass casero** a nuestra mezcla, sin dejar de batir. Queda una textura espectacular! Con esta cantidad de azúcar para mi gusto queda perfecto, no muy dulce, y elimina el sabor a garbanzo del agua, pero eso dependerá de cada paladar. Se puede ser más o menos cantidad, tú decides.

Derretimos el chocolate al baño maría y añadimos poco a poco a la mousse. Lo haremos con movimientos envolventes y muy suaves para no bajar la mezcla y que nos quede con mucho aire.

Ponemos en vasitos y lo dejamos en la nevera por lo menos 1 hora.

Antes de servir espolvoreamos caco puro por encima, también podría ser un poco más de azúcar o por ejemplo té matcha…experimenta!

Esta receta va acompañada de una decisión importante para los padres con bebes en casa: “PARA LEO, ELIJO PAÑALES DE TELA”

imagen pies  bebe y manos mama

irene colmenares, sección

Todo lo que quieras saber de Irene, lo tienes en su sección


tu historia
de tapeo
inicio

Deja un comentario